10 enero 2016

Enregistrer au format PDF |

UNGIDOS PARA SER ENVIADOS

Terminamos las fiestas navideñas y celebramos la fiesta del bautismo de Jesús. Es el inicio de su ministerio. Juan el Bautista bautizaba con agua. Era un bautismo individual donde los pecados y la salvación son exclusivamente personales, privados, sin el horizonte social, comunitario y estructural en la comprensión del pecado y de la salvación. Jesús se pone en la cola del bautismo general que Juan está haciendo a través de un signo, que Jesús lo convierte en el sacramento del Bautismo, incorporando al que lo recibe en la comunidad de seguidores de Jesús y constructores del Reino de Dios.

El cielo se abre, como signo de la posibilidad de comunicación entre lo humano y la divinidad. El Espíritu desciende como una paloma, y se escucha la voz del Padre: «Éste es mi Hijo amado, en quien me he complacido». Ser cristiano, ser un bautizado, es ante todo vivir en constante alabanza, que brota de reconocernos hijos e hijas de Dios, a imagen de Jesús; de sabernos habitados por el Espíritu Santo, que crea en nosotros comunión. Es detenernos a dar las gracias y gozarnos sencillamente en la abundancia de lo que nos ha sido dado. Lo que nos distingue como cristianos no es una superioridad moral, sino esta activa confianza en la obra del Espíritu Santo en nosotros. Este es el bautismo en Espíritu Santo y fuego: nos transforma profundamente en nuestro interior.

La mayoría de nosotros no recordamos nuestro bautismo porque éramos muy pequeños. Estar bautizado es un gran don que posiblemente no sabemos valorar. Pero es también un compromiso que nace de la consagración bautismal que hemos recibido. Hemos sido «ungidos», marcados, para vivir como «otro Cristo». Nuestra vida debe ser coherente con este compromiso. Ungidos con el compromiso de «una misión», la de ser símbolos vivos de ese evangelio que nos transforma en un pueblo de hermanos y hermanas, hijos e hijas de Dios. Viviremos lo extraordinario de nuestro bautismo de fuego en la vida de cada día. Con su Bautismo comenzó Jesús su misión.

¿Cuál es nuestra misión?


Agenda
« junio de 2018 »
L M M J V S D
28 29 30 31 1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 1

Próximamente...